Nuestra base datos le permite introducir los nombres y datos de nacimiento para tantas personas como desee en su propia base de datos personal con el fin de que estos datos estén fácilmente disponibles cuando quiere hacer varios cálculos astrológicos tales como:

domingo, 9 de noviembre de 2014

Astrología Gallica 21,54

Este material no es para reproducirlo o fijar en otros blogs o websites, o en documentos PDFS, como ha sucedido con otros artículos nuestros sin autorización previa de parte de La Escuela Internacional de Astrología.
 
CAPÍTULO XVI (ULTIMO)

Los cuerpos celestes como causas en la naturaleza que representa la acción de Dios en el mundo

La acción y el poder del caelum y las estrellas y las cosas maravillosas que se describen en este libro se han demostrado por la experiencia. En este capítulo, como resumen final, vamos a demostrar que no hay causas en la naturaleza que no provengan de acción de Dios en su universo creado tan perfectamente que se manifiestan en los cuerpos celestes a través de su poder e influencia.

Cabe señalar que, además de los cuerpos celestes hay sólo cuatro elementos encontrados en la naturaleza de las cuáles le corresponden las tres principales sustancias química sal, azufre y mercurio, y que  todos los objetos sublunares están compuestos de ellas, ya sean meteoritos, minerales, vegetales o animales. Pero en ninguna de estas sustancias o compuestos se ha encontrado un poder que se pueda comparada con la influencia de los cuerpos celestes. De hecho, el intelecto del hombre queda absorto de la admiración de su poder, especialmente en este siglo cuando se ha vuelto más ampliamente entendido; ya que no nada hay conocido en el mundo sublunar más maravilloso que el poder de su acción. Y así es que el Omnisciente y Omnipotente Dios ha impreso su naturaleza de una manera tan excelente en los cuerpos celestes

Sus representantes en el mundo de la naturaleza, a través de la cual Él gobierna y se instala en el destino de todos los efectos naturales, y permite que podamos entender la manera de su acción.

1.      Como el poder de la acción de Dios es algo muy simple e inefable que llamamos la voluntad de Dios, el poder del  primum  caelum y los planetas es algo muy simple y, por lo menos para nosotros, que es inefable; es conocido por nosotros a partir de su influencia.

2.      Como el poder de la acción de Dios es omnipotente, por lo que también el poder del primum  caelum y de los planetas es omnipotente, y no hay un efecto natural en el que el Caelum primum y los planetas no están de acuerdo.

3.      Como ninguna criatura es capaz de resistir el poder de Dios, no hay nada en el mundo sublunar que tenga el poder para resistir la influencia de los cuerpos celestes; pero la cualidad de la configuración celeste está continuamente impresa en estas cosas sublunares, que siempre están sujetos a ella, ya que este poder penetra a cada parte de la tierra.

4.      Como de Dios, por el mismo acto de su voluntad, efectos de forma instantánea surgen independientemente de las cosas, el poder del primum  caelum y del Sol efectúan instantáneamente lo que sea capaz de efectuar a través de esa influencia o poder. Y lo mismo es cierto para la Luna, Saturno, Júpiter, Marte, etc. Sin embargo, el Sol no afecta a lo que es propio de la Luna o de Saturno porque las naturalezas específicas de los planetas son diferentes, y cada uno actúa de acuerdo a su naturaleza en cada una y todas las cosas sublunares que vienen  a la existencia.

5.      Como Dios hace cualquiera cosa, el primum  caelum, permite que cada cosa  esté de acuerdo con cada una de ellas como primera causa absoluta ya sea el Sol, la Luna, Saturno, Júpiter, etc., Por lo tanto, entre las causas naturales del primum  caelum es que es lo más similar a Dios, como corresponde a una primera causa natural.

6.      El poder de Dios o la voluntad efectúa al mismo tiempo cosas diversas en tipo, clase y número, no sólo en las distintas materias, sino también en el mismo tema, como en el hombre. Por ejemplo, en el hombre la salud, posición, matrimonio, etc., son cuestiones diferentes la  una de la otra a través de la naturaleza de las casas. Pero Dios afecta simultáneamente todas estas cosas, en manera diferente en los hombres, así como en el individuo, es decir,  Él concurre al mismo tiempo tanto con la causa natural como en  sus efectos. Por lo tanto, en diferentes hombres, así como en el individuo, puede ocurrir cosas diferentes en especie y el número y Dios está de acuerdo con las causas secundarias que afectan esas cosas. Y de la misma manera el Sol imita a Dios a través de su ubicación en las diferentes casas para todos los habitantes de la tierra, y por lo tanto, afecta simultáneamente a todas las personas cosas diversas en especie y en número. No sólo lo hace afecta estas cosas por la ubicación, sino también por la regencia y aspectos, y puede efectuar una cosa por ubicación, algo diferente por la regencia, y otra cosa muy diferente a sus aspectos con otros planetas; y la mismo es cierto para la Luna, Saturno, Júpiter, etc. Pero el primum caelum, no se refiere a lo que regenta o aspecta ya que está más allá de estas cosas, afecta en su simplicidad y en la eminencia de todas las cosas, así como a las cosas individuales a través de su presencia universal. Pero para cosas individuales sus efectos son diferentes de acuerdo con sus posiciones variables. Sin embargo, cada efecto separado del caelum en el mismo individuo no procede de todo el caelum, sino a partir de sus diversas partes ocupando las diferentes casas del horóscopo.

7.      A medida que Dios actúa en la naturaleza como una causa universal y, a veces como una causa en particular, esto mismo también hará el Caelum y los planetas. Pero cuando Dios actúa a través de su participación en causas naturales, Él siempre actúa como una causa universal, pero cuando durante el tiempo del faraón Él hizo que el sol no brillara sobre Egipto, pero brillara en la tierra de Goshen, y del fuego que causó el calentamiento de los hebreos en el horno de Babilonia, cuando consumió a todos los demás presentes, Él efectuó esto como un causa particular; por ninguna causa natural a lado de Dios, o subordinada a Él, se pudo encontrar que sería capaz de efectuar eso. Del mismo modo, cuando el hombre nace el Sol es una causa universal del nacimiento; pero un carácter solar producido por ubicación o regencia del Sol en la primera casa es un motivo especial efectuado por el Sol.

8.      Como todo lo que Dios hace está sujeto a su gobierno, sea cual sea lo que hagan el caelum y planetas,  permanece sujeto al control de su influencia, incluyendo la fijación de la hora de los acontecimientos. Y esta armonía entre Dios y los cuerpos celestes es de todas las cosas es lo más maravilloso que hay. Por lo tanto, de todo lo que se ha demostrado en este libro, es evidente que los cuerpos celestes imitan manera de actuar de Dios  en su creación perfecta más de lo que sería capaz cualquier otra causa natural.
 
Morín
ESCUELA DE ASTROLOGÍA WILLIAM LILLY - POWERED BY GOOGLE
 

No hay comentarios:

Archivo del blog

Seguidores

Síguenos por Email

Síguenos en Facebook

Escuela Internacional de Astrología | Promocionar tu página también

International School Of Astrology - Power Astrology

http://www.astrolilly.org - Virtual Classroom

Fases de la Luna

¿Qué es Facebook?

Facebook es un sitio web con redes sociales que conecta a gente con sus amigos o compañeros. Facebook es un sitio web formado por muchas redes sociales relacionadas con una escuela, universidad, trabajo, región, etc.

http://www.astrochart.org

Buscar

Google


WWW
Buscar Escuela Internacional de Astrología


Astrología Cristiana Libros I - II - III

Mi foto
Primera parte: Una Introducción a la Astrología - Segunda parte: Los Planetas y las Casas - Tercera parte: Divisiones de las casas - Cuarta parte: Descripción de las enfermedades - Dignidades - Definiciones y palabras claves - Limitantes - Consideraciones antes del Juicio - Libro II: Cuestiones respecto a las doce casas - Aforismos - Ejemplos -

Ultimos Temas

Etiquetas

¿Qué tan real es la Astrología Real de Frawley? (1) Aforismos de Culpeper (1) Al Biruni (1) Alejandro Magno y la crucifixión de Jesús (1) Almuten (1) Antiscias - Firmicus Maternus (1) Antología de Vettius Valens (1) Armónicad de Edad I (1) astrograma revista de astrología - astrología antigua IX (1) Astrología antigua XXIV - Firmicus Maternus (1) Astrología Cristiana - William Lilly (1) Astrología Cristiana - William Lilly 2 - Firmicus VII (1) Astrología Electiva para un Matrimonio (1) Astrología Elimata - Henry Coley (1) Astrología Financiera (1) astrología gallica continuacion (1) Astrología Horaria y Tarot (1) Astrología Horaria Psicológica (1) Astrología Horaria VII- Dymock Brose (1) Astrología Infantil (1) Astrología Médica - Eileen Nauman (1) Astrología Médica Clásica - Hildegard (1) Astrología Médica por felipe Oliveira (1) Astrología Médica Tradicional (1) Astrología Mundana - William Ramesey (2) Astrología y Aversión I (1) Astrología y psicología transpersonal (1) Astrólogos Horarios Modernos (1) Bárbara Watters (1) Carta de Relaciones Davison (1) Castillo Virtual de Astrología (1) Centiloqium de Hermes (1) Conjunción Neptuno Saturno - Psicosíntesis (1) Cosmodinas - Astrología Antigua XXXIV (1) CULTO DE LOS ASTROS O SABEISMO (1) De la casa 7 W. lilly (1) definiendo el momento en la astrología horaria (1) Direcciones de Arco Solar (1) Edgar Cayce y lectura de cartas para niños y niñas. (1) El arte de la Horaria I - Firmicus XLI (1) El ataque de los Arcontes (1) El Cubo del Espacio (1) El número 13 (1) El razonamiento analógico en Astrología (1) El Sol en Escorpio (1) El Zodíaco de Johfra (1) ENCUENTRE A SATURNO UD. MISMO. (1) Etica y Astrología (1) firmicus maternus - Astrología Antigua (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 11 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 12 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 19 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 2 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 20 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 3 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 4 (1) firmicus maternus - Astrología Antigua 5 (1) Fisonomía (1) Foro de Astrólogos - Dymock Brose (1) Grado 90 (1) Guido Bonatti y sus 146 Consideraciones (1) Henry Ford (1) horaria 5 - Dymock Brose (1) horaria 6 - Dymock Brose (1) horaria 8 - Dymock Brose (1) horaria 9 - Dymock Brose (1) Interpretación de los Aspectos Astrológicos (1) Interpretación Gráfica de la carta Astrológica (1) Juzgando eventos en Astrología Horaria (1) La Época Prenatal de E. H. Bailey (1) La Estrella de Belén (1) La Fraternidad de Saturno (1) La Luna Negra (1) La Tabla de la Esmeralda (1) La verdadera estrella de Belén (1) Las Horas Planetarias (1) Lexigramas (1) los siete segmentos de girolamo cardano (1) LOS TEMPLOS DE LA CONDENA – El Gozo de Saturno (1) Luna vacía de Curso - Astrología Antigua XXXVII (1) Magia astrológica (1) Masha'allah vs Lilly en Astrología Horaria (1) Morin y la decapitación de Henri (1) Olivia Barclay (1) revolución solar - astrología antigua XVI (1) THEMA MUNDI (1) Unani Tibb (1) Urano El Almuisita de la Era (1) URANO EN TAURO (1) usando la astrología medieval (1) Viendo la muerte en un Horóscopo (1) William Lilly - Astrología Cristiana Libro 3 (1)

Número de Páginas Visitadas:

Carta Astrológica:

Los Planetas aquí y ahora: Escuela de Astrología William Lilly: